Posted on marzo 29, 2012 in Activismo, Derechos, Econom√≠a, General, Ideas, Pol√≠tica, Trabajo by hirunatan1 Comment »

Este art√≠culo es una aportaci√≥n personal m√≠a, que he publicado en mi blog particular, pero copio aqu√≠ ante la petici√≥n de mis compa√Īeros de Decrece Madrid. El motivo es que, ante la pr√≥xima convocatoria de Huelga General y todo lo que est√° pasando, quisiera contribuir con mi granito (o granote, por lo largo) de arena. Mi opini√≥n es que esta reforma laboral a la que nos enfrentamos no se puede comprender si no se conoce bien el contexto, y ah√≠ es donde ofrezco mi aportaci√≥n.

 

Antes de empezar, quiero que conste que yo no soy economista ni de lejos. Soy simplemente alguien a quien le gusta leer y pensar, pensar y m√°s pensar, y esto es el resultado de lo le√≠do y pensado. Quiz√° sea un poco osado escribir en este modo, pero quisiera poder compensarlo mediante el “crowdsourcing”. Es decir, si cualquiera entre quienes lean esto cree que contiene errores, distorsiones o fallos, bienvenidas sean las propuestas, si me convenc√©is puedo cambiar cualquiera de estos puntos. ¬°Pero me ten√©is que convencer!

 

 

Antecedentes

En los primeros a√Īos de la crisis escrib√≠ un art√≠culo que resumo aqu√≠, sobre el modelo capitalista como origen de la crisis financiera, una de las crisis globales que tenemos en este momento.

 

Simplificando a lo bestia, el modelo económico capitalista liberal funciona así: alguien tiene dinero extra; lo usa para comprar medios de producción; pone a gente a trabajar en ellos y con su venta menos los salarios obtiene un beneficio. Así el que tiene dinero acaba teniendo más, el que no, sigue sin tenerlo pero al menos puede comprar los bienes mientras trabaje, y el que no trabaja ni tiene capital ni ha ahorrado se muere.

 

El problema es que la producción real lleva estancada desde hace varias décadas, por un doble techo ecológico y social. Y esto es terrible, porque para que todo se mantenga, la producción no sólo no se puede parar, sino que debe aumentar siempre para compensar el reparto cada vez más desigual del dinero, y los avances tecnológicos que permiten producir más con el mismo trabajo.

 

Por ello, para seguir creciendo, el capitalismo tuvo que pasar a basar su crecimiento en la deuda y la especulación. Es decir, a tomar dinero prestado del futuro o directamente a inventarlo de la nada. El problema de este dinero ficticio es que es frágil y de vez en cuando explota y se volatiliza, dejando atrás burbujas reventadas.

 

Cuando explot√≥ la √ļltima en el 2007, de proporciones planetarias, los gobiernos, aplicando nuevamente el conocido principio de¬†“privatizaci√≥n de los beneficios y socializaci√≥n de las p√©rdidas”, corrieron al rescate de los bancos, con cargo a los presupuestos del Estado, a base de aumentar su deuda p√ļblica. Con lo que¬†los superejecutivos responsables directos del desastre¬†fueron premiados con monta√Īas absurdas de dinero, mientras que los ciudadanos acabaron comprometidos, sin comerlo ni beberlo, a devolver con su trabajo futuro el dinero que los famosos “ninjas” deb√≠an a los bancos.

 

Esto no es sólo una cuestión de cara durísima y codicia sin límites (que también), sino que es una consecuencia de cómo funciona el sistema. Los políticos no tenían muchas otras opciones, porque los bancos y su deuda son los que sujetan el sistema, si ellos quiebran, se hunde todo el tinglado y desaparece el 90% del dinero existente (cosa que no van a permitir que ocurra, claro).

 

La cosa es que algunos países aguantaron el embite, los que tenían economías más fuertes, y otros no.

 

¬ŅY Espa√Īa, qu√© tal?

Pues mal, ya sabemos. El reemplazar la agricultura, la industria y el I+D por la especulaci√≥n con el ladrillo funcion√≥ bien durante la burbuja, pero al reventar √©sta, ¬Ņqu√© pas√≥? Que la producci√≥n econ√≥mica cay√≥ en picado, y con ella los ingresos del Estado v√≠a impuestos.Si a esto se le suma el dinero del rescate a los bancos, tenemos el origen del peligroso d√©ficit que amenaza con hacer que el Estado no pueda devolver su deuda contra√≠da. Estos son los dos desencadenantes principales del problema de d√©ficit actual, junto con la corrupci√≥n, el despilfarro y el fraude fiscal, que no han cambiado desde antes de la crisis, pero no dejan de ser una sangr√≠a, estando Espa√Īa en las posiciones m√°s altas de los pa√≠ses de nuestro entorno. No as√≠ en los cap√≠tulos de protecci√≥n social, inversi√≥n en educaci√≥n e investigaci√≥n, sanidad y dem√°s gasto p√ļblico, en los que estamos por debajo de la media de Europa.

 

Sin embargo, las medidas que proponen los gobiernos del PPSOE son, b√°sicamente:

 

  • Subidas de impuestos limitadas, err√°ticas y con poco criterio.
  • Recorte de gasto p√ļblico: protecci√≥n social, educaci√≥n, investigaci√≥n, sanidad, etc.
  • Reforma del mercado laboral en la l√≠nea de facilitar el despido, reducir los salarios y desmontar los convenios y protecciones a los trabajadores.

 

Prácticamente nada de lucha contra la corrupción y el fraude, de que los bancos asuman sus propias pérdidas, de ayudar a las personas afectadas más gravemente por la crisis o de revisar los impuestos para hacerlos más progresivos. Y en lo que respecta a la reactivación de la economía, sigo contando más abajo.

 

¬ŅCu√°les son los motivos de esta estrategia?

 

a) La inviolabilidad de los bancos, por lo que contaba m√°s arriba.

b) La corrupción política, endémicamente hispana, que impide luchar contra el fraude y el derroche.

c) La ideología liberal, que nos viene de fuera, y que comento ahora.

 

¬ŅCu√°l es la propuesta liberal contra la crisis?

En el siglo XIX y principios del XX la terrible desigualdad entre patronos y obreros se tradujo en una serie de duras luchas sociales, que acabaron produciendo un sistema de protecci√≥n al trabajador. Este sistema se basa en el principio de que la negociaci√≥n entre empleado y empleador es asim√©trica: el due√Īo del capital tiene habitualmente m√°s medios y m√°s recursos, lo que le proporciona un poder superior (mayor cuanto m√°s grande sea la empresa). En consecuencia, se establecen una serie de l√≠mites legales, de blindajes y protecciones al trabajador por parte del Estado.

 

Los liberales critican este sistema por los siguientes motivos:

 

  • En el fondo, es un sistema de discriminaci√≥n positiva, y como tal, tiende a generar “injusticias” de sentido inverso, beneficiar a personas no porque se lo “merezcan”, sino por cumplimiento de cuotas y escalas. Esto es m√°s importante en empresas peque√Īas y medianas.
  • En un contexto de ca√≠da de la demanda de productos, mantiene artificialmente puestos de trabajo poco rentables, lo cual hace que el sistema sea menos eficiente.

 

Y lo interesante es que estas cr√≠ticas tienen mucho fundamento, la cuesti√≥n es que por resolver un problema se crea otro, con lo cual hay que tener muy en cuenta estas objeciones al sistema de protecci√≥n social, porque son la clave del bloqueo. Proteger los derechos de los trabajadores a base de estructuras burocr√°ticas institucionalizadas no es la mejor manera, puesto que presenta muchos inconvenientes.Lo malo es que la propuesta liberal para salir de ah√≠ tampoco sirve. La receta es, resumiendo mucho, suprimir las regulaciones y protecciones estatales y permitir que empresarios y trabajadores negocien su protecci√≥n “libremente”, en base a las leyes de la oferta y la demanda en el mercado laboral. La teor√≠a es que la “mano invisible” har√° que cada cosa se ponga en su sitio y cada persona reciba lo que le corresponda de forma m√°s justa y eficiente.

 

El problema principal, que comparten tanto el liberalismo como la socialdemocracia, es que se contin√ļa ignorando tenazmente el doble techo del crecimiento, y se apuesta por seguir estimulando a la econom√≠a para mantener el empleo. En el siglo XX, el crecimiento hizo aumentar la riqueza general, y las luchas sociales ayudaron a repartirla, con lo que la prosperidad general aument√≥ durante casi un siglo. Pero al llegar el estancamiento, el reparto se detuvo y la riqueza volvi√≥ a concentrarse en pocas manos.Adem√°s est√° el hecho de que la corrupci√≥n y el poder generado por dicha concentraci√≥n tambi√©n distorsionan el mercado, haciendo que los m√°s ricos hagan su ley a gusto, manteniendo monopolios y oligopolios, aranceles, leyes del embudo variadas y todo tipo de violaciones de la teor√≠a liberal. Pero bueno, supongamos que se consiguiera promover la libre informaci√≥n, la educaci√≥n de las personas, la limitaci√≥n de monopolios y dem√°s cualidades del mercado libre. ¬ŅQu√© pasar√≠a? Pues que el techo de producci√≥n, y la deriva subsiguiente hacia la especulaci√≥n hacen que la demanda de mano de obra se reduzca. Si no hay trabajo para todos, el valor de mercado de la mano de obra tiende a cero, y como √©sto no es una cuesti√≥n coyuntural, sino sist√©mica, los trabajadores se quedan sin recursos para negociar sus condiciones.

 

En la práctica, las medidas liberales se traducen en tres vías:

 

a) Reducir impuestos, desregular y dar todo tipo de facilidades al capital. Lo cual encanta al capital especulativo, que crece y crece sin ning√ļn impacto social positivo, aumentando m√°s a√ļn la concentraci√≥n de riqueza.

b) Invertir en industria, educaci√≥n e investigaci√≥n, modernamente con un toque “ecol√≥gico” (lo que ahora se llama “crecimiento sostenible”). Esto en Espa√Īa han decidido que no lo van a hacer, supongo que por que es algo que habr√≠a que haber hecho antes; ahora en medio de la crisis, es dif√≠cil afrontar medidas a medio-largo plazo como √©stas. Adem√°s, el techo ecol√≥gico impide que todos los pa√≠ses se puedan desarrollar hacia el modelo consumista, debe haber algunos subdesarrollados para que otros puedan estar saturados.

c) Crear mano de obra barata. Si no podemos competir en calidad, hacerlo en precio: abaratar el “coste” de los trabajadores, reduciendo lo m√°s posible sus salarios y protecciones, y compensar la ca√≠da subsiguiente de la demanda interna, con la exportaci√≥n hacia pa√≠ses m√°s ricos. Es decir, el modelo tercermundista, hacia el que se dirige Espa√Īa mientras que otros como China aspiran a crecer. Una t√©cnica ya ensayada durante muchos a√Īos en Sudam√©rica y otros lugares del mundo.

 

El resultado es que el mercado pasa a componerse de a) una √©lite de trabajadores especializados, altamente demandados y saturados de trabajo b) una gran masa de obreros no cualificados, en condiciones precarias c) otra masa de excluidos, que impiden luchar a los obreros del b) por miedo a acabar en c), pero causantes de des√≥rdenes, inestabilidad y conflictos. Conflictos que no preocupan demasiado a nuestros dirigentes, si tienen algo de raz√≥n escritoras como Naomi Klein o Susan George.Y lo m√°s “gracioso” es que la aparente alternativa, que son las medidas proteccionistas de la socialdemocracia, tambi√©n est√°n pasadas y se ha comprobado que tampoco son la soluci√≥n. Desmontar el Estado del Bienestar no nos har√° salir del hoyo. ¬°Pero mantenerlo tampoco!

 

¬ŅY entonces, qu√© hacemos?

Ante todo, oponernos a las propuestas actuales. Para empezar, nuestros gobiernos no est√°n luchando en absoluto contra la corrupci√≥n ni contra la concentraci√≥n del poder del capital. Por otro lado, incluso las medidas que parecen aparentemente m√°s sensatas y de sentido com√ļn, tampoco funcionan. Y finalmente, siguen ignorando como el capit√°n del Titanic las otras crisis que nos amenazan: la social, la ambiental y el inminente pico del petr√≥leo.As√≠ que es muy importante apoyar la Huelga General y todo tipo de movilizaciones, pero distanci√°ndose de los sindicatos mayoritarios, que s√≥lo aspiran en el mejor de los casos a mantener el sistema proteccionista¬†y desarrollista¬†actual, con todos sus defectos.

 

Y al mismo tiempo, hay que buscar con urgencia un modelo econ√≥mico diferente. El n√ļcleo del problema est√° en la asimetr√≠a b√°sica capital/trabajo, que es la causa de las luchas de poder y todos los problemas mencionados.Necesitamos otra forma de repartir la riqueza que no dependa del crecimiento permanente. Desde el #15m se est√° proponiendo un modelo basado en cooperativas y redes de consumidores, m√°s que en empresas, donde las personas se sientan soberanas, due√Īas de su propio trabajo y de los beneficios que √©ste aporta. Y¬†con un sistema de protecci√≥n social colectivo, basado en la solidaridad, medidas revolucionarias como la renta b√°sica y redes horizontales entre iguales, en vez de las jerarqu√≠as piramidales de poder. Al repartir mejor la riqueza y el trabajo no ser√° necesario consumir compulsivamente, y se podr√°n cumplir las viejas demandas de los movimientos ecologistas y las propuestas de simplicidad voluntaria y mejora de calidad de vida del decrecimiento.

 

O quizá sean otros enfoques los que prosperen, hay muchísimo por pensar y construir, pero en todo caso será algo que surja de la movilización popular, puesto que nuestros dirigentes tienen ya muy claro el modelo que proponen y no tienen la menor intención de cambiar. Lo cual debemos tener muy claro hacia dónde nos conduce.

Posted on marzo 13, 2012 in Activismo, General by raul3 Comments »

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† Puedo afirmar rotundamente, tras seis a√Īos dedic√°ndome a lidiar contra los gigantes de la educaci√≥n oficial, institucionalizada y burocratizada de nuestro equivocado estado, que el decrecimiento brilla por su ausencia en los curr√≠culos oficiales. La materia de Geograf√≠a, junto con la de Ciencias Naturales, comparten una serie de √≠tems que parecen acercarse a la idea del Medio Ambiente. El problema es que los libros de texto, dise√Īados con gran premeditaci√≥n, buscan a conciencia eliminar todo esp√≠ritu cr√≠tico en el alumnado. S√© de lo que hablo: cientos de palabras apretujadas en una amalgama sin sentido, con el √ļnico cometido de exigir al que se enfrenta a ellas una capacidad de loro memor√≠stico, de borrego que rumia una comida con desgana, porque no se la presentan conectada con la realidad. Y as√≠ seguimos midiendo la val√≠a intelectual de nuestra juventud: todo aquel que desee el √©xito acad√©mico, que se ajuste bien las cuerdas que le ofrecemos, y que aprenda para olvidar.

 

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† Bajo nuestra perspectiva, l√≥gicamente, el decrecimiento si es un concepto, una informaci√≥n o un acerbo cultural conectado plenamente con la realidad, y por tanto, significativo bajo el prisma de quien quiere llevar a cabo una educaci√≥n para el cambio, una educaci√≥n de y para ciudadanxs conscientes y cr√≠ticos con el entorno y el sistema en el que se desarrollan sus vidas. Pero claro, esta visi√≥n de la labor pedag√≥gica es la que, por poner un solo ejemplo, provoc√≥ el asesinato de Ferrer y Guardia a manos del estado espa√Īol, hace solamente cien a√Īos. Es un solo ejemplo, pero ya dice mucho.

 

            En base a todo lo anterior, volvemos a lo mismo de siempre. El sistema educativo no funciona, o mejor dicho funcionan muy bien,  pero en base a unos intereses de dominación y sometimiento ideológico. Por tanto, somos anti sistema. Por tanto nuestra labor tiene que ser lidiada fuera del sistema.

 

            Y me pregunto, así, a bote pronto, que requisitos debería tener en cuenta una educación decrecentista. Pues así, a bote pronto, sin pretender hacer un ensayo esmerado, se me vienen a la cabeza dos simples conceptos: empatía e información veraz.

 

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† La empat√≠a, o capacidad de ponerse en el lugar del otro, sea este un ser humano, un lince ib√©rico, un manzano o un cachito de oasis en medio del desierto, deber√≠a de ser uno de esos valores que el curr√≠culo llama transversales. La empat√≠a, sin embargo, es tratada desde las instituciones como una de esas actitudes perniciosas que lleva a los seres humanos a trabajar en colectivo, y a rechazar la conducta del que no es emp√°tico (por ejemplo, nuestro actual ministro de Medio Ambiente: ‚Äúel medio ambiente no puede paralizar el progreso econ√≥mico‚ÄĚ. Arias Ca√Īete). Conclusi√≥n: tambi√©n la empat√≠a es antisistema. Es un valor humano que reclama ayuda en tiempos de crisis ecol√≥gica. Y todo aquel que haya reflexionado m√≠nimamente en la pedagog√≠a entiende que hay muchas, much√≠simas maneras de potenciar este valor en nuestrxs alumnxs.

 

 

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† Y termino con el segundo concepto: la informaci√≥n veraz. Hace unos a√Īos tuve que hablar por primera vez a mis alumnxs de la globalizaci√≥n y el medio ambiente. Me enfrent√© con el libro de texto, con el fin de certificar lo que ya sab√≠a. Tras diez minutos leyendo y releyendo varias veces la informaci√≥n que desplegaba el libro sobre dichas cuestiones, y haciendo un ejercicio de ‚Äúempat√≠a‚ÄĚ, entend√≠ porque estxs chicxs carecen de motivaci√≥n alguna. Si su profesor es incapaz de entender algo, como lo van a hacer ellos. Y no se entiende porque no es una informaci√≥n veraz, es decir, una informaci√≥n rigurosa que alude a una realidad. No se entiende porque es una abstracci√≥n sin sentido que hay que coger con pinzas.

 

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† El libro en cuesti√≥n presentaba la globalizaci√≥n en un tema y la crisis medio ambiental en otro. En segundo lugar no hab√≠a ninguna idea que aludiera a las conexiones causa-efecto que hay entre uno y otro concepto. En tercer lugar, concretando con el tema de medio ambiente, dice que s√≠, que gran parte de la responsabilidad sobre la crisis ecol√≥gica es humana. ¬ŅY?…y nada m√°s, ya est√°.

 

¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬†¬† ¬ŅPor qu√© no explican quienes son los que causan el mayor destrozo medioambiental?. ¬ŅPor qu√© no se√Īalan a las grandes corporaciones, o a las decisiones de podridos pol√≠ticos…como los mayores responsables del destrozo que estamos provocando en el planeta?. ¬ŅPor qu√© no nos muestran v√≠as de cambio, pr√°cticas que encuentren soluciones?. El decrecimiento solo es una de tantas‚Ķ

 

 

            Prefieren decirnos que a ver si cerramos el grifo del agua mientras nos lavamos los dientes, y quedarse tan a gusto responsabilizándonos del desastre de la falta de agua limpia.

 

            La educación institucionalizada es uno de los mejores instrumentos de represión y adoctrinamiento. Pero la que se encuentra libre de trabas, es una vía para la revolución. Desde el decrecimiento defenderemos donde sea y ante quien sea esta segunda acepción.

Posted on marzo 9, 2012 in Activismo, Agroecolog√≠a, Decrecimiento, Ideas by mikiNo Comments »

En tiempos oscuros, donde las palabras crisis, reforma laboral, paro, recortes… nos aturden, nos desorientan y nos aborregan, nos hacen perder perspectiva hist√≥rica (que dota de significado los acontecimientos actuales) como una aut√©ntica doctrina del Shock… las buenas noticias traen vientos frescos a nuestras neuronas, un punto de referencia a nuestra visi√≥n, un halo de esperanza a nuestro sistema l√≠mbico (l√©ase “coraz√≥n”).

 

Por eso, en un a√Īo con tantos cambios a la vista, donde tantas piezas se colocan en su posici√≥n en el tablero del mundo, cuando parece m√°s real esta profec√≠a de “decrecimiento o barbarie”,¬† en un tiempo en el que las malas noticias vienen de arriba… ¬°he aqu√≠ tres buenas noticias! desde abajo, c√≥mo no…

 

Decrecimiento Aragón se consolida como grupo. ¡Felicidades!

Un grupo de j√≥venes parados cultivan campos abandonados que sus due√Īos les ceden para llenar la despensa.

 

Un grupo de ba√Īistas salvan a 30 delfines barados en Brasil, haciendo gala de autoorganizaci√≥n, cooperaci√≥n, altruismo y amor por los animales.

 

Que no controlen nuestra informaci√≥n ni nos saturen de mentiras sobre mentiras… la mente curiosa marca sus propios tiempos.

 

Posted on marzo 5, 2012 in Activismo, Ciudad, Decrecimiento, Econom√≠a by procast1nad0rNo Comments »

Cuando: Domingo 22 de enero de 2012
Donde: Colectivo La Latina (C/ de  Luciente 7 РMetro La Latina)
Evento
: http://www.facebook.com/events/198354436917910
Convoca: Austrias

 

Programación:

11h: La propuesta del decrecimiento
Debate con Yayo Herrero (Coordinadora de Ecologistas en Acción)

 

Parte 1:

http://www.archive.org/details/DebateConYayoHerrero220112

Parte 2:

http://www.archive.org/details/DebateConYayoHerrero2201122parte

 

14h: Comida colectiva
Men√ļ a 6‚ā¨

16h: Experiencias de economía alternativa I
Finanzas √©ticas ‚Äď COOP57
Grupos de consumo agroecológico

http://www.archive.org/details/ExperienciasDeEconomaAlternativaIFinanzasEticas-Coop57GruposDe

 

17:30h: Experiencias de economía alternativa II
Red de Economía Alternativa y Solidaria (REAS)
Cooperativa Integral Madrile√Īa

http://www.archive.org/details/ExperienciasDeEconomiaAlternativaIiRedDeEconomiaAlternativaY

Posted on marzo 1, 2012 in Transici√≥n by raulNo Comments »

Interesante y completito programa el que se nos presenta para este fin de semana desde la iniciativa de Móstoles sin Petróleo. Estas jornadas buscan ser un punto de encuentro en el que, a través de una serie de presentaciones de inciativas, charlas, talleres o debates, se logre poner un primer grano de arena para que en un futuro cercano se desarrolle un proyecto de transición en la localidad.
 

Partiendo del pico del petróleo como eje fundamental, y entendiendo que el fin de dicha fuente de energía no es simplemente una posibilidad, sino un hecho consumado en un futuro no muy lejano, las iniciativas en transición buscan la adaptación de las formas de vida a un mundo sin crudo.
 

Me planteo que en esta cuestión el objetivo es doble: por un lado hacer que esta idea se extienda socialmente, luchando contra las trabas y el silencio mediático que imponen los distintos poderes. Por otro lado, lograr transformar nuestra visión, para que dicha idea no sea vista como una situación apocalíptica y terrorífica, sino todo lo contrario, como una posibilidad para que el mundo que habitamos tenga lo que se merece. Un cuidado y un respeto por parte nuestra.


¬†El reto es √ļnico en la historia. Nunca la vida del ser humano hab√≠a dependido tanto de un elemento que est√° a punto de agotarse. ¬Ņcrisis? ¬Ņoportunidad? ¬Ņambas?

http://mostolessinpetroleo.blogspot.com/

Nos vemos en M√≥stoles y lo hablamos…