Aquí os dejamos un botón como muestra de lo que fue el Sábado Verde de Abril. Lo pasamos en grande furgoneta arriba y abajo, aprendiendo con todo lo que nos contaban Isa y Marina, metiéndonos hasta las rodillas en los charcos para arreglar el camino al huerto… en fin, un sábado muy chulo que esperamos se repita de nuevo en breve.