Maria de carapies nos manda esta:

75 gr de harina – 50 gr de mantequilla – 1/2 l de leche – 1 berenjena – cebolla
calabacin (opcional)

Primero se corta la berenjena en láminas y se deja reposar con sal durante media hora. Pasado este tiempo se lavan y se desalan.
Se hace una bechamel espesa: se derrite la mantequilla, se agrega la harina y se mezcla con la mantequilla removiendo para que no se hagan grumos y tostando la harina. Se añade la leche, a poder ser hirviendo, salpimentar y remover continuamente para que no se pegue y no se hagan grumos. Cuando la bechamel esta lo suficientemente espesa y no se adhiere a las paredes de la sarten o cazuela se apaga el fuego.Se aparta la bechamel y se reserva.
En una sarten se sofrie la cebolla y se añade el resto de las verduras con aceite. Después se mezcla la verdura con la bechamel y cuando se haya enfriado se mete en la nevera hasta el dia siguiente, cuando ya se pueden hacer las croquetas. Si se quiere se pueden congelar la masa.

Otra receta con berenjena

Crema de Berenjena y tomate
1 berenjena
1kg de tomates
caldo de verduras
leche o nata liquida  o leche de soja
un ramito de albahaca
sal y pimienta

Como en la receta anterior, primero reposar las berenjenas con sal para quitarles el picor y despues desalar. Poner agua a hervir y escaldar los tomates si se quieren pelar. Si se tiene una thermomix o una batidora potente yo prefiero no pelar las verduras.
En una cazuela poner a hervir un litro de agua (o hasta que cubra los tomates), salpimentar y dejar hervir, entonces añadir las berenjenas que han sido lavadas y desaladas previamente. Añadir el caldo de verduras, salpimentar, tapar y dejar hervir.
Cuando las verduras esten tiernas y la mayoria del agua se haya evaporado, añadir un chorrito de nata o de leche y triturar con la batidora o thermomix. Añadir la albahaca o si se prefiere que tenga menos sabor, añadirla al servir. Servir caliente y acompañada de yogur o de crema agria para añadir al gusto.